El dibujo es la clave de un buen retrato

4

Pintar es dibujar. Como ya comentaba en mi entrada «Cuatro consejos para empezar a pintar al óleo» hay que mirar y observar mucho, cada forma, cada sombra, cada expresión, para plasmarlo en un papel.

Un buen dibujo es la base de un buen cuadro. Por supuesto diréis que si va a ser un cuadro abstracto no es necesario saber dibujar pero yo creo que el dibujo es clave para cualquier estilo artístico. Picasso era muy buen dibujante aunque luego eligiera el cubismo, sus figuras eran como eran porque él elegía que fueran así y no porque no supiera hacerlas de otra forma.

Veamos un ejemplo a la hora de pintar un retrato.

PASO 1: el dibujo inicial. Eliges un lápiz o un pastel de algún color claro ( a mi me gusta el sepia pero cuando pinto al óleo suelo coger una tiza amarilla). Si es negro, al echar color es muy fácil que ensucie. Con carboncillo se puede «limpiar» el polvo sobrante pero para mi gusto siempre queda algo y acaba mezclándose con la pintura y la ensucia. Con un pastel de tipo tiza color amarillo no se nota. Pues bien, con este lápiz dibujamos el retrato de la persona en cuestión. Marca también sombras aunque sin todo el detalle que ya completarás cuando añadas el color.

Dibujo a lápiz

PASO 2: una vez tienes tu dibujo, puedes empezar con el color. En este ejemplo, como era en papel, utilicé lápices de colores, de los de llevar al cole de toda la vida. En este ejemplo los colores aún son suaves pero se van identificando mejor las sombras y los claros. Aún así, el dibujo sigue siendo clave.

Aplicando color con lápices

PASO 3: Normalmente no utilizo los lápices y luego otro tipo de pintura, pero en este ejemplo he añadido también acuarela para dar más color. Al usar pincel no tienes la posibilidad de llegar a tanto detalle como cuando usas lápices (lo siento, no me gustan los pinceles de tres pelitos miserables) pero cambias el detalle por riqueza en los colores y en pintar por zonas. Aún así, es una cuestión de estilo.

Retrato en acuarela

En cualquiera de los pasos no se pierde el dibujo, ni la expresión ni el gesto. Luego podrás usar unos colores u otros, una técnica o un estilo, pero cada minuto empleado en hacer un buen dibujo mejorará el resultado final.

(¡Ah! por si os suena el modelo, sí, es la misma persona que aparece en «Come Tele basura» …)


¿Estás haciendo el Curso de Pintura al Óleo?

Lección actual: M4.2 EJEMPLOS DE EVOLUCIÓN EN EL DIBUJO


¿Te ha gustado este curso? Por favor, compártelo para que otros también puedan conocerlo.

Comparte.

4 comentarios

  1. Jose Castillo el

    Hola Lorena. Te he conocido gracias al #Somos. Hace tiempo que quiero retomar el dibujo y al leer esta mañana el articulo y ver tu obra (que me ha gustado mucho) me están entrando aun más ganas.
    Cuando haces un cuadro al oleo, veo que antes haces el dibujo y también pones sombras en el dibujo previo, esto no lo entiendo (supongo que por mi desconocimiento sobre el tema) porque cuando empieces a pintar las sombras que has hecho con el lápiz las vas a tapar con la pintura.
    Enhorabuena por tu trabajo, me parece fantástico.

    • Lorena de la Flor González el

      Muchas gracias!
      Pues la verdad es que sí que se tapan las sombras (y mucha parte del dibujo también). Pero el hacerlas me ayuda a entender bien el volumen de lo que voy a dibujar, aunque no sea definitivo. Sirve para ver cómo va a quedar porque sin sombras, todo es demasiado plano. Seguro que no es necesario pero a mí me ayuda :). Y retoma el dibujo, que da mucha satisfacción!
      Un abrazo,
      Lorena.

¿Qué opinas? Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.